CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

10.13.2009


Encontré un frasco de perfume de cristal antiguo, lleno de polvo, con un pulverizador de color dorado, decorado con dos perlas diminutas.

Hermoso.

Y dentro permanecía tu esencia, encerrada, asfixiada, tu olor abandonado. Pero igual de delicioso que siempre. Aun encajaba a la perfección entre los poros de mi piel. Aspiré hasta llegar a la inconsciencia en aquella cama. El polvo reinante nos revelaba los años transcurridos. Y pese a todo, el aroma seguía siendo igual de purificante que entonces, cuando me hundía en él cada noche.

2 almas absorbidas:

Hollie A. Deschanel dijo...

El frasco de los recuerdos, cómo olvidarlo :)

Muás!

Nirei dijo...

Yes, it is.