CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

11.05.2010

Nora (parte II)


Nora se observó en el espejo al terminar de arreglarse. Unos ojos grisáceos le devolvieron la mirada con expresión ceñuda. Se había teñido el pelo, dándole un toque más rojizo, y se lo había alisado a conciencia para aquella noche, rizándose ligeramente las puntas.

También había desenterrado de su armario una camisa de encaje, realmente provocativa pero sin ser vulgar, y una falda ceñida a su cintura y su trasero, junto a unos tacones negros que usaba tan solo para asistir a entrevistas de trabajo.
Y también se había maquillado muy cuidadosamente, cosa que solo hacía cuando acudía a bodas, bautizos o comuniones, es decir, nunca.

- Bien pequeña... esta noche es LA noche...

Eso de que el físico apenas importa, que lo que realmente enamora es el interior, está sobrevalorado. Era obvio que la Nora informal no se parecía en absoluto a la Nora arreglada y maquillada, pero cuando se trataba de intentar conquistar a alguien, eso está de más.

Aquella mañana, Nora salió de clase rumbo al patio trasero, donde había quedado con un amigo. Bueno, concretando, el chico que la ponía a cien desde hacía un par de meses. Simplemente para prestarle unos apuntes de francés. Sí, patético. Bien, pues más patética se sintió cuando lo vio tumbado encima de otra amiga suya, que es mil veces más atractiva y sexy que ella, o eso es lo que Nora piensa. Cuando aquella chica, llamada Alexandra, entró al instituto, Nora se concentró en respirar hondo y acercarse a López para entregarle los apuntes y para...

- Oye... me preguntaba si tienes planes para esta noche - comentó, o más bien murmuró.

A lo que él respondió...

- Pues francamente no lo sé... - sonrió - pero lo que sea puedo postergarlo para otro día. ¿Te recojo a las diez?
- Preferiría a las doce... me gusta la noche cerrada.
- Genial entonces.

Acto seguido le guiñó un ojo y se fue, dejándola casi literalmente sin respiración. Con lo cual ahora entenderéis el por qué de tanto arreglo, ya que hacer la competencia a Alexandra era algo casi imposible.
Mientras se observaba en el espejo por enésima vez sonó el timbre de la puerta.
Suspiró, resopló, se abanicó con las manos y corrió a abrir. El tío que protagonizaba sus sueños más húmedos apareció al otro lado.

- Good evening Miss Rossi.

- Hola - respondió, seca, casi tartamudeando. Casi cerró los ojos por los nervios y apretó la mandíbula. El chico notó su nerviosismo y suavemente le besó la mejilla, cerca de la comisura de la boca, creyendo que ese acercamiento la tranquilizaría. Lógicamente lo único que consiguió fue que el corazón de Nora retumbara en sus oídos.
Pero poco a poco consiguió relajarse, cogió las llaves y cerró la puerta, dándole la espalda. Cuando se giró López la acorraló, empujándola levemente hacia la puerta.

- ¿Por qué cierras? - preguntó sonriendo - ¿acaso están tus padres?

Ella lo miró barajando la situación. Él sabía perfectamente que ella vivía sola desde hacía dos años, con lo cual estaba tomándole el pelo. Conociéndolo, había pensado en la posibilidad de que hubiera querido quedarse en su casa, aunque no creyó que quisiera ir al grano tan directamente. Estaba claro que la faceta de amigo y la de ligue eran totalmente opuestas. Tenía dos opciones: o mandarlo a paseo, o... hacer lo que llevaba tanto tiempo esperando.

8 almas absorbidas:

Habitación 23 dijo...

Me encanta!!!

Rockerfeller dijo...

Precioso^^
Sí me anima sí :)
Un beso.

Rebecca Fernández dijo...

Dios chica, voy no poder seguir leyendo tu historia, ¡eh!, xDDD que Nora me recuerda mucho a mí xDDDDD

Está muy buena la historia, y seguramente los personajes también. Me encanta. ^^

( ¡Claro qué te sigo! )

¡Besos! :)

Fran Costa; Alberola dijo...

Muchísimas gracias por el comentario. Me encanta tu forma de leer, aunque tampoco he leído muchas entradas, sólo algunas.

Y suelo odias los blogs con música de fondo, pero esa melodía me agrada bastante.

Estas invitada a leerme cuando plazca. Me alivia saber que no estoy solo en el mundo de los delirios convertidos en palabras.

Ines Dreamer dijo...

Me encanta la historia*-*

Elisabeth dijo...

sii? yo no sé quien eres v.v' jajaja

un beso (:

May dijo...

Que toque más dulce tiene

Rockerfeller dijo...

Ya lo dije anteriormente , me encanta el texto^^
Gracias por decir que el texto de mi blog te ha dado energia y adrenalina , es todo un aliciente para que siga escribiendo^^
Un beso(k)